PIMIENTOS DEL PIQUILLO rellenos de Tortilla de patata

PIMIENTOS DEL PIQUILLO rellenos de Tortilla de patata

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Este es un entrante que podemos servir en una de nuestras comidas familiares, se puede preparar con antelación y sólo deberemos acabar en el horno en el momento de servir. Su relleno no puede ser más tradicional, tortilla de patatas y morcilla, y especialmente gusta a los niños.

Sus ingredientes, como siempre intento, no son nada sofisticados, pero la combinación queda perfecta. Vamos a ello.

Ingredientes (4 personas)

8 pimientos de piquillo (en conserva)

1 patata

1/2 cebolla

1 morcilla de arroz pequeña

1 huevo

Sal

Agua

 

Preparación:

Escurrir bien los pimientos y secar bien con un papel de cocina 4 de ellos. Estos los vamos a saltear en una sartén con un poco de aceite y sal. Le damos un par de vueltas y reservamos hasta que se enfríen.

En otra sartén vamos a pochar la patata cortada como si fuéramos a preparar una tortilla, juntamente con la cebolla cortada a láminas. Cuando estén bien pochadas las pasamos a un recipiente donde añadiremos el huevo y vamos a triturar con la batidora, rectificamos de sal si fuera necesario.

A la morcilla le quitaremos la piel y la saltearemos ligeramente y desmenuzaremos, para añadir a la preparación de patatas y huevo que teníamos reservado.

Ya tenemos preparado el relleno, ahora sólo falta rellenar nuestros pimientos que iremos preparando y colocando en una fuente para el horno.Le añadiremos un chorreón de aceite por encima y pasamos al horno con calor arriba  y abajo a 190ª durante 10 minutos aproximadamente.

Mientras horneamos los pimientos podemos preparar la salsa, que es tan simple, como saltear a fuego fuerte los 4 pimientos que teníamos reservados (no hace falta escurrir), y pasados un par de minutos añadimos un poco de agua, dejaremos cocer otros 2 minutos y pasamos a triturar, para dejar una salsa bien fina. Salpimentamos al gusto.

Cuando saquemos los pimientos del horno, los podemos pincelar con el aceite que quede en la fuente, así tendrán un brillo perfecto, y hará el plato mucho más vistoso.

Para servir , a parte de la salsa, le podéis espolvorear con un poco de perejil o cebollino picado.

20161225_144259_1482778693603

pimientos

En esta última presentación he puesto los pimientos encima de una cama de salsa, pero creo que es un poco excesivo, me gusta más la primera presentación con el perejil picado.

Cómo os he comentado, podéis tener preparados los pimientos con antelación, incluso el día de antes, y guardar en la nevera los pimientos, hasta que los tengáis que hornear, y la salsa también la podéis tener hecha y sólo quedaría calentarla para servirla.

 

 

         

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Your name

Message