PALETILLA DE COCHINILLO AL HORNO

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Esta receta es tan sencilla que sorprende el resultado final, sólo necesitas un buen aliño y paciencia,  1 h 1/2 al horno y nada más. Luego la acompañas con la guarnición que más os guste más o menos sencilla dependiendo del día y a comer¡¡¡¡¡¡

Yo la preparé para el día de Reyes, ya que no me apetecía pasar mucho tiempo en la cocina, pero no quería renunciar a una buena comida familiar, por eso me decidí por esta Paletilla de Cochinillo al Horno.

Ingredientes: (4 personas)

1 Paletilla de cochinillo  (yo la compré congelada que venden en el Mercadona)

Manteca de cerdo

Sal, pimienta, pimenton, tomillo

Vino Blanco

Aceite

 

Preparación:

Descongelamos dentro de la nevera la paletilla la noche anterior.

Hacemos unos cortes en la parte de la corteza del cochinillo, para que así se cueza mejor y a la vez se tueste.

Ahora procedemos a aliñar la paletilla, sal gorda, pimienta, pimentón dulce, y tomillo. Los masajeamos bien para impregnar bien toda la paletilla por ambos lados. Y a continuación la untamos con manteca de cerdo.

Por último la rociamos con un buen chorreón de aceite, y también un vaso de vino blanco, por último añadimos un poco de pimienta en grano, y listo para meter en el horno, que tendremos calentado a 200º con calor arriba y abajo.

Iremos vigilando la cocción y dándole vueltas y rociándolo con el propio jugo que va soltando. También es aconsejable que pinchéis con un cuchillo la pieza, para que así se impregne mejor del jugo.

Como guarnición, podéis preparar unas sencillas patatas al horno, con cebolleta y tomates cherry, simplemente debéis cortar a rodajas de 1 cm., añadir cebolla cortada, aliñar con aceite, sal, pimienta y pimentón, Añadimos un poco de vino blanco y pasar al horno al mismo tiempo que horneamos la paletilla.

A media cocción añadiremos los tomates cherry enteros, y rociaremos las patatas con un poco del jugo de la paletilla braseada.

Al cabo de 1 – 1 1/2 hora ya tenemos el plato listo, sólo queda cortar las raciones y servir. Tendréis un plato de fiesta preparado  sin ensuciar vuestra cocina, sólo usando el horno.